Estocolmo con niños


IMG_0220Hoy os proponemos viajar hasta Estocolmo de la mano de un gran aliado cuando se trata de viajar con niños, un cuaderno viajero. Los cuadernos viajeros son unos sencillos cuadernos en los que podéis pegar dibujos para colorear, sobrecitos con sorpresas o en los que podéis inventar rutas secretas, historias, leyendas, acertijos o pruebas relacionadas con los principales lugares de interés turístico de la ciudad que vayáis a disfrutar. Una especie de “guía para niños” hecha unos días antes del viaje con la que a través de juegos o imágenes haremos partícipes a los niños del viaje y conseguiremos que cualquier ciudad les resulte más divertida y atractiva.

Nuestro cuaderno de viaje de Estocolmo empieza con una bandera para colorear y un mapa, para que los pequeños puedan trazar el mapa de ruta hacia Suecia mientras están en el avión.

Bandera 2 Mapa

Estocolmo es una ciudad maravillosa para disfrutar de unas vacaciones en familia. Agua, paseos en barco, picnics en los parques, museos para niños, edificios de colores y rollitos de canela convierten a esta ciudad en un lugar muy agradable para pasar unos días con los niños. Cualquier lugar por el que empecéis a visitar la ciudad les encantará a los niños si pueden descubrirlo de una manera divertida. En este caso, nuestro cuaderno nos guía hasta la isla de Skansen, donde promete que nos meteremos en un cuento.

Skansen es el paraíso de cualquier niño. Allí podéis encontrar el museo Vasa (que dejaremos para otro día), Junibacken –donde os transportareis al mundo de Pipi Calzaslargas- o Djugarden, el primer museo al aire libre del mundo construido para enseñar cómo vivían los suecos en el pasado.

Visitar Djugarden es realmente sumergirse en un cuento donde se muestra una “Suecia en miniatura”, con casas tradicionales de madera y personajes disfrazados que se funden con el público. Una antigua panadería en la que aprender a hacer pan, una antigua granja en la que los campesinos charlan tomando café mientras las damas ofrecen un concierto en los salones de la casa principal, huertos, y hasta un campamento lapón. Muchas de las casas ofrecen actividades y talleres para niños con las que éstos tendrán la sensación de haberse sumergido literalmente en un cuento.

DSC_0181

IMG_0209

IMG_0224

DSC_0189

DSC_0197

A las 18, cuando cierra Djugarden, nada mejor que dar un paseo en barco para descansar y hacerse una ligera idea de cómo es el archipiélago de Estocolmo.

IMG_0291IMG_0314

En nuestro segundo día el cuaderno viajero tiene una prueba preparada para los más pequeños, un sobre que sólo podrá abrirse por el valiente niño que encuentre a San Jorge luchando contra el dragón. El sobre contiene un cuento en miniatura en el que se relata la leyenda del rey Jorge luchando contra el dragón, un cuento que podrán leer y pintar si consiguen superar la prueba.

La búsqueda de esta escultura, que está situada en la catedral de Storkykan, el edificio más antiguo de Estocolmo, nos servirá para descubrir el Gamla Stan, el casco antiguo de la ciudad, un laberinto de calles con casas de vivos colores, en el que conviven plazas medievales con palacios barrocos e iglesias renacentistas. Alrededor de estas calles hay muchas estatuas de caballos, pero sólo una de ellas representa a San Jorge luchando contra el dragón, así que la búsqueda de esta estatua es una prueba perfecta para darse un buen paseo por el centro.

 

1 san jorge 2 s

IMG_0346

Al llegar a la plaza más conocida del Gamla Stan el cuaderno viajero tiene una pruebecilla muy fácil pero que requiere fijarse con atención en el los edificios de colores característicos de esta plaza: ¡El pequeño que cuente y sume todas las ventanas de los edificios podrá elegir helado en uno de los puestos que se concentran en la plaza!

4 Gamla IMG_0329

Para el tercer día nuestro cuaderno viajero sólo contiene un dibujo de Vicky el Vikingo ¿Será porque nos vamos a ver un barco de vikingos de verdad? Pues sí, rumbo al impresionante Vasamuseet, donde podréis ver el enorme buque de guerra hundido el día de su inauguración.

Vicky Barco

Por la tarde, pinturas, rotuladores y cámara de fotos en mano nos vamos a Soderman, la zona más bohemia de Estocolmo, el llamado Soho Sueco, donde podréis pasear entre tiendas de decoración, galerías de arte y curiosas cafeterías.

Nuestro cuaderno está lleno de pegatinas, dibujos para colorear y algunas otras mini atracciones para esos ratitos del día en los que el turismo se hace más cansado para los niños. En esos momentos sólo tenéis que parar en uno de los parques de la ciudad, descalzaros y tomar un buen pic-nic como los lugareños. O si es la hora que los suecos llaman Fika, la famosa pausa para el café, compartir un roll de canela y las experiencias del día.

¿Habéis hecho alguna vez un cuaderno viajero? ¿Os apetece compartirlo con nosotros?

Feliz fin de semana a todos

Deja tu comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s